¿Quién era la misteriosa ‘Gobernaora’ de Larga 70?

 

Calle Larga, número 70. Esa es la dirección y nombre de nuestros apartamentos, ubicados en pleno centro de El Puerto. Sin embargo, si preguntas a un portuense sobre nuestro vetusto palacete del siglo XVIII, más de uno se referirá al edificio como «la casa de la Gobernaora«. ¿Quién era esa señora? ¿Por qué se la conocía con ese sobrenombre?

Cuando en El Puerto se habla de ‘La Gobernaora’, aunque muchos no conozcan su nombre orginal, hacen referencia a Josefa Mónica Pacheco Bustios, esposa del insigne teniente general de la Armada Blas de Lezo y Olavarriaga. Sobre ella, no se conoce retrato alguno y aún hoy perviven muchas leyendas por El Puerto que hablan de una mujer poderosa, de carácter y de origen americano. En efecto, Pacheco nació el 6 de mayo de 1706 en el valle de Locumba, en el reino de Perú.

Retrato de mujer limeña en el siglo XVIII. Apartamentos Larga 70
Retrato de una mujer limeña en el siglo XVIII. Apartamentos Larga 70

Pertenecía a una poderosa y rica familia de hacendados de la misma zona. Su madre, María Nicolasa de Bustios y Palacios, falleció durante del parto, lo que la convirtió en única heredera. Tampoco tuvo suerte con su padre. Josefa se quedó huérfana a los seis años, cuando falleció José Carlos Pacheco Benavides. Entonces, fue una tía suya, Isabel de Palacios, la que se hizo cargo de su crianza y educación en Lima. Sin embargo, su tía acabó falleciendo de unas fiebres y finalmente fue Tomás de Salazar, catedrático de  Leyes de la Universidad de San Marcos de Lima y marido de la fallecida, el que se convirtió en tutor de Josefa hasta que ésta se casó con Blas de Lezo.

Cuando Josefa se casó con Blas de Lezo ella contaba con 16 años y él con 36, 20 más que ella. El enlace fue todo un acontecimiento social en Lima. Se celebró el 5 de Mayo de 1725 en la Ciudad de los Reyes, en la hacienda de su tío y tutor y fue oficiada por el arzobispo de la ciudad. Josefa venía de una casta noble peruana y era de familia distinguida. Tras el enlace, en la familia de los Lezo recayeron los señoríos de Ovieco y Cañal y bienes que la heredera tenía en Castilla.

Blas de Lezo. Apartamentos Larga 70.
Blas de Lezo. Apartamentos Larga 70.

El matrimonio tuvo seis hijos, dos de ellos nacieron en Lima, Blas Fernando en 1726 y Josefa Anastasia en 1728. Sin embargo, en 1730 una real orden obliga a la familia a regresar a España y se establecen en Cádiz. Dos años después nace Cayetano Tomás y, posteriormente, Pedro Antonio que falleció antes de 1735. Agustina Antonia y Eduvigis Antonia nacieron antes de 1735. Su última vástago fue Ignacia Antonia, nacida después de haber realizado testamento.

 

La familia llega a Larga 70

Por motivos que se desconocen, en 1736, la familia decide trasladar su residencia de Cádiz a El Puerto de Santa María. Así reza en el padrón de la Iglesia Mayor Prioral, donde figura que fijan su domicilio en el fastuoso palacete de Larga 70. Deciden acomodarse en una palacete del siglo XVIII, con orígenes del XVII surgido de la unificación de tres fincas y la típica arquitectura de casa palacio gaditana. La casa había pertenecido a la familia de los Barreda, un cargador de Indias que comerciaba con América, y al italiano Faustino Borgnis, comerciante que unifica las tres fincas en una. Sin embargo, poco pudo disfrutar la casa el almirante. Apenas un año después, el 3 de Febrero de 1737, Blas de Lezo es enviado a Cartagena de Indias, donde fue nombrado comandante general. El 7 de Septiembre de 1741 la muerte le encuentra en esa ciudad, a consecuencia de las heridas recibidas y la peste en la batalla librada contra los ingleses.

 

cropped-img_edificio.jpg
Patio de Apartamentos Larga 70 en el siglo XIX

Josefa queda viuda prematuramente y su fama en El Puerto se consolida rápido. Pronto fue conocida como ‘La Gobernaora’. La viuda conservó su importante estatus en la ciudad, prueba de ello es que en los archivos queda muestra de las atenciones que el Cabildo de la Ciudad le brindó. Es el caso de la toma de agua corriente que la ciudad le concede a su palacete de Larga 70, de las primeras concedidas a un edificio privado. Sin embargo, el 31 de Marzo de 1743, fallece prematuramente con la edad de 37 años.

La existencia de Josefa Pacheco quedará ligada para siempre a El Puerto. Lejos de su ciudad natal, fue enterrada en el Convento de Santo Domingo de la localidad. Sin embargo, el linaje de los De Lezo Pacheco se desliga, por motivos desconocidos, de la ciudad. En los padrones municipales se pierde referencia alguna a sus hijos por lo que es de suponer que se marchan de la ciudad. La casa de Larga 70 pasa por distintas manos. Se sabe que en 1799 es de Manuel Cano. Después pasa por las manos de la familia Orlando o los Moreno de Mora, antes de convertirse en Apartamentos Larga 70. Aun así, el sobrenombre de Josefa Pacheco quedará para siempre vinculado a la ciudad y a la finca de Larga 70, hasta el punto de aún hoy los portuenses conocen al palacio, donde una placa recuerda el paso de Blas de Lezo por esa vivienda, como ‘la Casa de la Gobernaora’.

Información elaborada a partir del artículo sobre Josefa Pacheco en Gente del Puerto.

 

Anuncio publicitario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s